Prologo de El Libertino

miércoles, 30 de septiembre de 2009

Ilusión de sumisa...
Regalo para su Dueño.
Bellas imagenes para todos los visitantes de la mansión.
Disfrutadlo todos y todas, pues la vida ha sido hecha para disfrutar.

martes, 29 de septiembre de 2009



Día dos postvacacional.

Día grande y gozoso.
Día de recuperación del tiempo perdido, de los momentos pasados, de las sensaciones ya casi olvidadas…
Día de gozos y sudores… de peleas de cuerpos desnudos… de sabores salados… de pieles encendidas y de sexos húmedos y dilatados.
Día de gozos y de sombras, de luces y de miradas… tiernas unas, llenas de pasión las otras.
Día de palabras obscenas, lúbricas y humillantes… de fantasías cumplidas y momentos sorprendentes e inexplicables…
Día de besos y miradas… de caricias y azotes… de dulzura y pasión…
Día de Amos y sumisas… de almas enamoradas… de cuerpos deseosos de lujuria.
Día de putas y cabrones, de mordiscos y arañazos, de placer y dolor…
Día de agotamiento y de sudor, de satisfacción y plenitud, de deseos cumplidos…
Resumiendo… un día más contigo.

Sayiid



lunes, 28 de septiembre de 2009

Primer día del síndrome postvacacional, y aquí estoy, presto y dispuesto.

Lo del síndrome ese es una enfermedad nueva, que antes sólo tenían los ricos (le llamaban resaca) y que ahora podemos tener todos, ricos y pobres, listos y tontos. Y yo, que aunque raro, me considero una parte del todo, no voy a ser menos que los demás.
Se define el citado síndrome como un “malestar genérico” que nos afecta de forma global y nos hace estar cansados, desorientados, tener dificultades de concentración… pero sobre todo, nos hace estar de mala leche porque hay que volver a madrugar, a soportar al jefe, a no tener tiempo ni de comer…
Por tanto, “síndrome postvacacional = cabreo porque se han acabado las vacaciones”.
Bueno, yo al menos tengo la mansión. Aquí puedo relajarme y ser yo mismo, con mis manías, mis rarezas, mis gustos “políticamente incorrectos”. Y eso hace más llevadera la “reentré”.
Lo malo para vosotros es que se os acabó la tranquilidad. Sayiid ha vuelto. Y ha vuelto con ganas de dar guerra, con ganas de ser más perverso, más lúdico y más incorrecto.
En apenas un día, dos personas que ni siquiera se conocen, me han dicho que soy una persona fría, sin sentimientos. Bueno, en realidad me han dicho que soy incapaz de expresar esos sentimientos. Quizás tengan razón, ya que si las dos han coincidido, por algo será. Pero me temo que a mi edad ya va a ser muy difícil cambiar, y para “actuar” ya tengo la, llamémosle, “vida real”.
Permitidme pues que aquí sea yo mismo, con todos mis defectos y mis escasas virtudes, e intentad apreciarme por lo que soy, no por lo que debería ser.
Gracias a tod@s los que aun tenéis el valor de soportarme y pasad… que lo vamos a pasar muy bien.
Y para empezar os voy a poner unas fotos para animaros el día. Todos sabemos que con esto de la crisis, mantener un puesto de trabajo, aunque sea dedicándose a la limpieza de una casa, está harto difícil, pero hay que ver hasta dónde llegan algunos basándose en eso de que “quien paga, manda”.
Sólo espero y deseo que a las sumisas de las fotos les cause placer el castigo recibido por... ¿su incompetencia?.


Sayiid




domingo, 27 de septiembre de 2009



¿ Debilidades ?
Tú no tenías ninguna.
Yo solo una… que amaba


Bertolt Brecht

miércoles, 23 de septiembre de 2009

Aunque aún me quedan unos días de vacaciones, necesarios sobre todo para "descansar" de "mis vacaciones", no he podido resistir la tentación de pasarme un ratito por la mansión a ver como estaba todo: a recoger el correo, regar las plantas, engrasar las bisagras...
Veo con mucho agrado que la habéis cuidado bien y que todo sigue en su sitio.
No esperaba menos de vosotros.
Y como regalo os voy a dejar un hermoso video que, aunque está dedicado a tod@s los que entráis aquí a pasar un ratito, esta vez va especialmente dedicado a una persona en concreto, que es la mujer que me descubrió esta hermosa canción de Malú.
Al escuchar la canción y ver el video, no pude evitar acordarme de ti.
Espero que lo disfrutéis tod@s y tú en especial.
Hasta muy pronto.
Sayiid


miércoles, 9 de septiembre de 2009



Hoy se cierra la mansión,
aunque sea temporalmente,
más amenazo con volver,
¡¡ No se alarmen buenas gentes !!.



Es solo que hasta yo,
Amo cansino y procaz,
necesito unas cortas vacaciones
para mi mente poder recargar.



Prometo volver en poco tiempo,
más cínico y más reforzado,
dando con el “Satiricón”
la caña que me habéis demandado.



Ha sido un año muy completito,
con buenos momentos para recordar,
y con otras vivencias no tan buenas
de las que nunca me voy a olvidar.



Pues de todo en la vida se aprende,
si es que uno desea aprender,
y nunca tan torpe yo he sido,
como para no dejarme querer.



Sirva esta carta de cierre
para decirles a todos aquellos
que me odian, que yo no los odio,
que no pierdan conmigo su tiempo.



Y a aquell@s que a mi me estiman,
a pesar de ser un ser tan descarado,
os digo: “gracias a tod@s amig@s,
por mi el cielo os habéis ganado”



Dejo de la calle las puertas abiertas,
en la mansión tod@s sois bienvenidos,
mas cuidadme un poquito la casa,
no se nos cuele algún… ¿pervertido?.



Y no sufráis más de lo debido
que la espera no será demasiado larga
que aunque Amo, también soy currante,
y mis pobre vacaciones
no dan para muchos desplantes.



Así que aprovechad, contertulios,
estos días de mi breve ausencia,
y en vez de leer el blog,
atended a vuestra “conciencia”



Yo si puedo me pasaré,
aunque sea solo de visita.
El correo recogeré,
y os dejaré alguna cita.



Y si alguno nuevo entra,
guiado por su mal destino,
que deje una nota en la puerta
y a la vuelta será atendido.



Así que hasta la vuelta, amigos,
mentidme y decidme
que me echareis mucho de menos,
que yo haré como que os creo,
y así todos felices seremos.

El Satiricón

martes, 8 de septiembre de 2009

Un regalo para tod@s los visitantes de la mansión.
Feliz día.

Sayiid

lunes, 7 de septiembre de 2009

....................................
...................
......
.
Mi querida más fiel ha sido toda mi vida  la esperanza...
siempre me engaña, pero nunca me deja.

Ramón de Campoamor

......................................................

Hete aquí el esperado regreso de nuestra poetisa de cabecera.
Larga ha sido la espera, lo que hace aún más gozosa tu vuelta.
Y no vienes sola. Te trae el aire convertido en viento.
Viento que, como bien dices, nos refresca  o nos arrastra,
según sea su intensidad.
Por que el viento, amiga cava, es como las pasiones...
que según sea su intensidad,
unas veces te dan la vida... y otras te la quitan.

..................................

..................................................................

AIRE


¡Regocijo de los elementos! En mil ecos por la tierra repetidos.
Tu clamor es fuerte y pretencioso, potencia de enajenado grito,
o impalpable y fresca brisa que nos envuelve en suaves caricias.
Todo lo abarcas con discreta elegancia o con apasionado gesto.
Eres el murmullo del río, la palabra del mar, gemido de espumas;
aliento de sal en las velas, maestro de ceremonias de las nubes;
haces reír a los árboles y las flores danzan al son de tus melodías.
Portador y mensajero delicado del hechizo mágico de la Música;
primoroso estribillo suave que nos abanica como hélice de seda,
o majestuoso resonar sinfónico, con el que vibra la tierra entera.
Atmósfera henchida de aromas, que trocas en gozosas sensaciones,
olores que nos regalas impregnados en tu etéreo cuerpo perfumado.
Espacio poblado de millones de alas a las que meces y das sustento.
Inveterada adoración de la humanidad que siempre soñó dominarte
y que lamenta no haber nacido con alas, para así poder surcarte.
Generador del sublime sonido de las palabras de esa voz adorable;
artífice de ese suspiro trémulo que brota acompañando los besos,
céfiro divino que refresca el sudor de los cuerpos de los amantes.
¡Oh, si él fuese viento!… podría entrar por mi abierta ventana y
en un torbellino de éxtasis por el deseo izada, ascender suspendida
a su merced, abandonándome en el vuelo de sus insaciables manos.
cavabaja

sábado, 5 de septiembre de 2009





En estos tiempos de sms, emails, messengers y demás métodos de comunicación electrónica, permitidme que tire de nostalgia y vuelva a aquellos tiempos en los que para comunicarse con la persona amada, o simplemente con aquella dama a la que se pretendía seducir, bastaban un simple abanico y un poco de picardía.
Complejas conversaciones a distancia en salones de bailes repletos de bellas mujeres con hermosos vestidos de encajes y cintillas.
Damas volubles que te daban el cielo o el infierno con un leve movimiento de muñeca...
Dicen que ningún tiempo pasado fue mejor, y quizás sea verdad, pero... ¿no eran aquellos tiempos en muchos sentidos más seductores y complejos que los tiempos actuales?.
Lástima de maquina del tiempo :-)









1.- El abanico colocado cerca del corazón: " Has ganado mi amor "

2.- Cerrar el abanico tocándose el ojo derecho: " Cuando podré verte"

3.- El número de varillas muestran la contestación a una pregunta: " A qué hora "

4.- Hacer movimientos amenazadores con el abanico cerrado: " No seas tan imprudente "

5.- Abanico medio abierto presionado sobre los labios: " Puedes besarme "

6.- Las dos manos juntas sujetando el abanico abierto: " Olvídame"

7.- Cubrirse la oreja izquierda con el abanico abierto: " No reveles nuestro secreto"

8.- Esconder los ojos detrás del abanico abierto: " Te quiero"

9.- Cerrar un abanico, totalmente abierto lentamente:" Prometo casarme contigo"

10.- Acercar el abanico alrededor de los ojos: " Lo siento"

11.- Tocar con el dedo la parte alta del abanico: "Desearía hablar contigo"

12.- Dejar el abanico descansado sobre la mejilla derecha: " Si "

13.- Dejar el abanico descansado sobre la mejilla izquierda: " No "

14.- Abrir y cerrar el abanico varias veces: " Eres cruel"

15.- Descender el abanico: " Seremos amigos "

16.- Abanicarse lentamente: " Estoy casada"

17.- Abanicarse rápidamente: " Estoy comprometida "

18.- Poner el abanico sujetándolo sobre los labios: " Bésame "

19.- Abrir totalmente el abanico: " Espérame "

20.- Situar el abanico detrás de la cabeza: " No me olvides "

21.- Situar el abanico detrás de la cabeza con el dedo extendido: " Adiós "

22.- Situar el abanico delante de la cara con la mano derecha: " Sígueme "

23.- Situar el abanico delante de la cara con la mano izquierda: " Estoy deseosa de sus conocimientos "

24.- Mantener el abanico sobre la oreja izquierda: " Deseo deshacerme de ti"

25.- Mover el abanico alrededor de la frente: " Has cambiado"

26.- Dar vueltas al abanico con la mano izquierda: " Nos están viendo "

27.- Dar vueltas al abanico con la mano derecha: " Quiero a otro "

28.- Llevar el abanico abierto en la mano derecha: " Eres demasiado ferviente "

29.- Llevar el abanico abierto en la mano izquierda: " Vamos, y me cuentas "

30.- Mover el abanico entre las manos: " Te odio "

31.- Mover el abanico alrededor de la mejilla: " Te quiero "

32.- Entregar el abanico cerrado: " ¿ Me quieres ? "

viernes, 4 de septiembre de 2009

-----
Déjame hacerte la responsable
 de mis pecados más inconfesables...
-----
-----
Huye de mis brazos y así podré buscarte
rastreando el perfume de tu cuerpo...
-----
-----
Maquilla el rostro de la lujuria
con los colores de la inocencia...
-----
-----
Regalamé tu insolencia y apoderaté
del asombro de mis ojos...
-----
-----
¿Mi música preferida?
Tu respiración sobre mi pecho mientras mis dedos
 exploran tus mas reconditos secretos...
-----

jueves, 3 de septiembre de 2009

LA TIENDA


Queríamos hacer un regalo a una de nuestras amigas para su cumpleaños. Habíamos decidido ser originales y además echarnos unas risas y para ello quedamos en vernos a la puerta de una sex-shop que buscamos en internet. Cuando llegué, no había ni rastro de “sirenita”; nos habíamos conocido en un chat y seguíamos usando nuestros nicks para llamarnos.
Con mi manía de ser puntual, había llegado mucho antes de la hora y me di cuenta que aún no habían abierto la tienda, me dispuse a esperar, encendí un cigarrillo y me ensimismé pensando en la cara de nuestra amiga “mar”, cuando le hiciéramos el regalo. Tan distraída estaba que no me fijé en el hombre que estaba parado a mi lado, hasta que su voz me devolvió a la realidad.
- ¿Me está esperando a mí, señorita?
Su pregunta me sorprendió tanto que sólo pude balbucir
- No, no, por supuesto que no, estoy esperando a una amiga
(Vaya un engreído, pensé para mí, pues no es nada del otro mundo, que manera más tonta de ligar)
- Pues en ese caso, me haría usted el favor de apartarse un poquito, no mucho, pero un poquito, de la puerta, para que yo pueda abrirla.
En ese mismo momento me di cuenta que estaba parada justo en medio de la puerta de la sex-shop. Sentí que mi cara ardía, debía de estar roja como un tomate... y me aparté de la puerta.
- Muy amable señorita y si se le ofrece algo... será un placer asesorarla.
Me dijo con una sonrisita irónica y guiñándome un ojo, señaló con un movimiento de cabeza hacia la tienda y desapareció en el interior.
A esas alturas, mi cara debía parecer una caldera de hierro fundiéndose. Vi acercarse a “sirenita” y sentí un gran alivio, porque en ese momento lo que me apetecía era salir corriendo de allí. Le conté lo que me había sucedido y ya pasado el trance pude unirme a las risas que habían provocado en ella mi relato de lo que había pasado antes de llegar ella y nos decidimos a entrar, aunque yo todavía estaba algo cortada pensando que iba a tener que ver de nuevo al hombre de la tienda.
El interior era agradable pero no había demasiada luz así que nos costó un rato situarnos y darnos cuenta que estábamos rodeadas de “artilugios” que en su mayoría nos eran desconocidos.
- Vamos a tener que preguntar, dijo ella.
- ¡Y una porra! en cuanto le vea, me voy a poner otra vez colorada y no quiero que me vuelva a mirar con esa sonrisa socarrona... me pone nerviosa.
- Niña, no seas tonta, antes ha sido porque estabas sola... ahora somos dos contra uno, jajaja
- Bueno si me ayudas, le voy a hacer pagar el mal rato que me ha hecho pasar, me tendrá que decir para que sirve cada una de las cosas que hay en la tienda, jijiji
Empezamos a curiosear por la tienda, comentando lo que nos íbamos a divertir contándolo todo en la sala del chat y pensando en lo que “mar” nos iba a decir cuando recibiera el regalo. De vez en cuando, ÉL, aparecía a nuestro lado, siempre con su sonrisita burlona y mirándome fijamente hasta que conseguía ponerme colorada… le hubiera matado allí mismo…
Cuando pagué la cuenta de lo que habíamos comprado al devolverme el dinero me pareció ver un papel entre los billetes, lo guardé todo en la cartera y al salir de la tienda lo busqué viendo que ponía:
ElTendero@hotmail.com
El muy caradura seguro que estuvo escuchando todo el tiempo la conversación que las dos habíamos tenido en la tienda. (Valiente imbécil, pensé para mí, está listo si cree que le voy a agregar).
Lo arrugué e iba a tirarlo al suelo, pero recordé su agradable sonrisa y lo volví a meter en la cartera… tal vez el destino, me estaba regalando la oportunidad de disfrutar deliciosos momentos.

cavabaja

miércoles, 2 de septiembre de 2009

Amores Eternos


“Te amare eternamente”,
al oído me susurrabas,

y mientras tanto maquinabas
como vengarte de tu suerte.

Mujer infiel y hechicera
que con tus artes arteras
en tus redes me enredaste,
no pienses que me humillaste
con ese engaño tan vil,
pues avisado ya estaba,
y a ti bien te conocía,
y yo mi lugar ya tenía,
antes de conocerte a ti.


No pienses que me ha dolido
tu siempre esperada traición,
pues de todos es sabido,
que el engaño no es posible
si el engañado no lo tolera
con su inepta cooperación.

Y si en tu primer engaño
la culpa fue solo tuya
en el resto fue toda mía
por no quererlo yo ver.


Que aunque la ceguera sea
un defecto de la visión,
no siempre tiene solución
si el oftalmólogo te visita.


Pues que no hay mayor ciego que aquel
que mirando para otro lado
se empeña en no querer ver
los que otros ya han adivinado.

Así que no es esta poesía
un cúmulo de viles reproches
sino solo la burda constancia
de un triste final sin sermones.

Ojalá que te vaya bonito
y que disfrutes de tu condición
que yo me quedo tranquilo
con mis amigos y con mi pasión.

.....................................................................................
POSDATA:
"Que nadie se sienta aludido,
a mi las moralinas me hacen vomitar,
solo quise hace un cuento divertido
casi sin parecido con la realidad"
           (Joaquin Sabina)

El Satiricon

martes, 1 de septiembre de 2009



"Creo que me estoy muriendo...
pero quien sabe...,
he muerto ya tantas veces..."
______________________________________________________________________________________________________________________________________________