Prologo de El Libertino

lunes, 4 de enero de 2010

¿Castigo? ¿Capricho?
Que importa...
Eres mía; me perteneces; mío es tu cuerpo y tu alma.
Existes para mi, para satisfacerme, asi que...
no temas y disfruta de tu entrega.
Sólo así te sentirás completa y feliz...

Permitemé, pues, mostrarte el camino.



No hay comentarios:

______________________________________________________________________________________________________________________________________________