Prologo de El Libertino

martes, 22 de septiembre de 2015

Mis queridos amig@s, en esta Santa noche, os traigo un nuevo regalo para la mansión. En este caso, el regalo procede de mi estimada y siempre admirada, lady PI. Una oración al pecado a la cual yo, en mi humilde modestia, trato de ponerle un contrapunto, una continuación, un deseo... Lo haya conseguido o no, espero que disfrutéis de este juego literario que tanto nos ha divertido.
Sed felices en la mansión.
Amén

Sayiid

================================================================================================================= 


Dios y hombre verdadero, príncipe azul y príncipe negro, 
por ser Vos quien sois, placer y castigo,
y porque, en ocasiones, se os ama por encima de todas las cosas.
Y si alguna vez, porque sois tantos Vos,
he logrado la concupiscencia y la impudicia, 
no me pesa, porque podéis castigarme con las penas de vuestro infierno.

Animada en vuestra divina gracia,
el pilar elevado de vuestras bragaduras,
propongo firmemente nunca más ignorar lo que sois
y cumplir la penitencia que me sea impuesta,
para el pecado de mi carne y de mi alma,
de mis entrañas y mi esencia,
esa que brota sublime y excelsa, cuando vuestros vehementes tactos
inundan las plegarias de mis culpas,
 porque no me arrepiento de haber caído, 
pues mil veces lo haría...
 Pues no hay pecado más grande
que no pecar para creerse libre de pecado.

Y si es con Vos... Santo Pecado
 porque sois la sacralización  pagana de mis virtudes, 
eleváis mis pasiones y perturbáis mis cimientos;
hacéis de mí princesa y puta, vuestra y no vuestra, 
sierva y esclava, ama y señora... siempre en Vos.
Amén.
Lady PI

====================================================================================================================================




Ave María putísima,
que en el pecado fuiste concebida.

Amén.

Que el Dios de la lujuria te salve, María,
pues llena estás de sensuales gracias,
tu Señor siempre estará contigo,
pues su sierva tu eres,
entre todas las mujeres,

y bendito es tu deseable vientre,
por Él y por nos.
Puta María, sierva de tu Dios,
enséñanos a nos, los pecadores,
los secretos del deseo,
ahora y hasta la hora de nuestra muerte.

Amén

Ave María putísima,
que en el pecado fuiste concebida.

Amén

Sayiid

==================================================================================================================================


4 comentarios:

* dijo...

¡Por Dios! Ha quedado preciosa.
Mil gracias, mi querido. D. Sayiid.
Me emociona compartir nuestras letras y espero, estoy segura, de que no va a ser la última pues el Pecado nos une.

Espero que guste a sus visitantes, aunque sea la mitad de lo que a mí me has gustado pues es muchísimo.

Besos de Pecado, mi querido D. Sayiid.

María Perlada dijo...

Estoy de acuerdo en lo que dice Mag, que no hay pecado más grande que no pecar para creerse libre de pecado, lo ha expresado genial en su poema, gracias por publicarlo mi querido amigo Sayiid, porque para mí siempre es un placer leerla aquí, allí o dónde sea, además, bien por Mag que por fin ha conseguido que escribas algo, jajajaja y eso es muy buena señal jajajaja.

Un placer para mí leer a dos de los grandes blogueros, me ha parecido una entrada muy completa y os animo a que lo hagáis más veces.

Un beso muy dulce de seda para ti y otro pecaminoso para Mag.

Amén.

* dijo...

Ahora he sido yo quien le ha robado las palabras :-) y las suyas, además.
A mí me ha encantado participar juntos. Un beso enorme y gracias por tus palabras. No debería escribir aquí pero ya que me has nombrado.

Besos de Pecado, que eres pecadora como yo :-)

Besos de intenso Pecado para usted, mi querido D. Sayiid.

Sayiid Albeitar dijo...

Muchas gracias a las dos, mis queridas damiselas...
A vos, lady PI, por ser musa de mi escaso ingenio y provocar que, una vez más, mis palabras disminuyan el alto nivel que siempre ha tenido la mansión...; afortunadamente, las suyas lo compensan y todo queda equilibrado :-)
Y a vos, lady María, por vuesas palabras y vuesa constancia, casi sádica, que os hace regresar aquí día tras día, noche tras noche... deberíais hacéroslo mirar jejejeje.
Besos nunca célibes para las dos y gracias, una vez más, por formar parte de este extraño mundo de la mansión.

PD: Lady PI, vos siempre tenéis y tendréis el permiso de escribir aquí todo lo que deseéis :-)

______________________________________________________________________________________________________________________________________________