Prologo de El Libertino

miércoles, 30 de septiembre de 2015


Una noche más, yo no quería, pero no he tenido más remedio que “robarle” un nuevo poema a nuestra querida amiga, lady PI.
En mi defensa diré que esta vez ella ha colaborado gentilmente en el robo, y más que robo, podría parecer una donación, un regalo, un obsequio que nuestra querida amiga me hace y nos hace para que todos podamos disfrutarlo…
Y si os gusta, que os gustará, no dejéis de visitar su maravilloso blog donde encontrareis esta y otras innumerables joyas, fruto de su arte, de su sabiduría y de su talento para jugar con las palabras y llevarnos a mundos de placer, conocido o desconocidos, pero siempre atrayentes y pecaminosos…
Como siempre me dice vuesa merced, lady PI. “besos de pecado”. Esta noche me adelanto y soy yo el que se los doy, pues, sin duda, os los habéis merecido :- 9

Sayiid

===========================================================================================================================




Ancorada estoy en el suave tacto de las sedas negras
y prendida bajo los velos que cubren mi cabello.
Soy columna vertebral de sus apoyos.
Mis manos descansan calmadas  y paralelas a mi entidad.
Mi cuerpo en espera, en dulce espera…
descansa incólume en la jaculatoria de mis piernas.

Larga es la dicha de Ser, de Sentir…, 
de Anhelar lo que se es concedido.
De mis pechos, voluptuosidades en mí que son de quien posee, crece y domina,
Cuando soy  Su Voluntad hecha carne,
Pecado de su Misericordia en el más grande de los deleites.
Tambores de guerra, los chasquidos de sus dedos:
Rítmicos, constantes, que se combinan con el eco de sus pasos.
Espadas son las rectas de sus dedos
que dibujan mi sien y mi mejilla, y se bautizan en mi boca.
De cuero, los latigazos de su lengua
perforando el silencio latente de mi boca.
Garfios, sus manos abiertas, 
amparados en las cumbres de mis senos,
amalgama proscrita de perlas sonrosadas se crecen
en el antojo de sus yemas.
Lava lenta, el trote de su piel por el centro de mi cruz
hasta prender en las viscosas ascuas de mis centros
la llama viva de mi cuerpo consentido.




Jadeos que Él bebe mientras penetra en mi noche,
anclando sus manos en los arrecifes de mis cabellos que,
como olas calmas, son timón de sus cabalgadas.
Y es escora su hombría, salvaje y desbocada, 
en la estrechez de mi cabo.
Y fondea, emerge, cabalga… con atino inmoderado
en oleajes de fragancias libidinosas e íntimas
que braman en mi garganta y en mi sexo,
sacudido éste en acometidas desmedidas…
Y cae roto, vencido, dolorido,… glorificado, Él,
habiendo hecho de mí Su Voluntad…
Violados los instintos…
Usada la carne…

Soy Suya: Más de lo que quiero y menos de lo que deseo.
Motivo de sus placeres y fantasías;
de sus perversiones y lujurias…
De su placer, de su agotamiento, 
y hasta de su dolor si es necesario.

Su vicio…

(lady PI)

========================================================================================

8 comentarios:

María Perlada dijo...

Me ha encantado que hayas compartido éste texto de Mag en tu mansión, mi querido amigo Sayiid, y es que la verdad sea dicha y redicha, es que ella escribe intensamente con cada latido de su corazón, y es un placer leerla, y sino te importa, te dejo aquí el comentario que me inspiró nada más leer su entrada y allí dejé en su blog.

Él folla tu noche, tus lunas, tu centro, tu calma, tu delirio. Eres su vicio consentido, su lujuria palpitante, su marea en tu océano, su fuego en el infierno. El te bebe, te gime, te galopa, te trota... Te sigue follando y folla hasta tu alba, y te devora las entrañas...

Un beso pecaminoso que siempre la dejo a Mag y aquí también, y otro de igual manera para ti y de dulce seda.

Alma Baires dijo...

Ella es una Maestra de las letras, lo demuestra día tras día... pero esta vez se ha lucido particularmente, se ve que Su inspiración es recompensada por quien realmente aprecia y valora... toda Ella, tan única y especial...

Un beso Sayiid ...y muchos para nuestra hermosa amiga.

valentina dijo...

Muy intenso y muy bonito. Enhorabuena a la autora ;)

Un saludo.

* dijo...

Mi querido Don Sayiid, qué decir que no pueda o no haya dicho antes. Siempre es para mí un auténtico placer, ya no solo leerle y poder aprender de lo que usted nos acerca sino, también, el hecho poder contribuir a formar esta Mansión en la que desde el primer día me encuentro como en mi Casa; amén de que en la suya hay mazmorras y en la mía, una trastienda.

Podría agradecerle con mil y una palabras, reales o inventadas, pero no. Creo que, simplemente, demostrarle mi admiración, mi respeto, mi sentimiento y pedirle que siga dejándome compartir con usted mi tiempo vertido en palabras.
Me azoro con sus halagos pues bien sabe que no llevo muy bien el tema de los elogios pero viniendo de usted, sabiendo cómo es, me hacen grande.

Mil gracias, Señor de la Mansión.
Mil gracias, mi querido D. Sayiid.

Como dicen en mi tierra: Usted vale un valer.

Mil Besos de Pecado para las noches, para los días o para el momento que sea, que besos, besos son.

*Aprovecho para dar las gracias a todas esas personas que con tan buenos ojos me ven y me dedican palabras tan bonitas: Alma, María, Valentina... Gracias sinceras.

Sayiid Albeitar dijo...

Mi querida María, como bien todos sabemos, todos los elogios son pocos cuando se trata de halagar a nuestra querida lady PI
Su arte para derramar sensualidad en cada palabra, en cada frase, en cada verso, ya es conocida por todos..., pero a veces se siente especialmente inspirada y nos toca aún más la fibra de nuestro ser sensible...
creo, sin temor a equivocarme que esta es, sin duda, una de esas veces...
Y nuestra es la suerte de poder disfrutarlos...

Besos, mi querida amiga, que en cuestión de poesía, poco habéis de envidiar a lady PI, y gracias, una noche más, por vuestra siempre celebrada visita.

Sayiid Albeitar dijo...

Yo también pienso, mi querida Alma, que nuestra amiga estaba esta vez especialmente inspirada...
Y cuando la gente única y espacial se inspira, surgen las genialidades...
Disfrutemos pues de ella y de ellas..

Besos desde la mansión, mi querida lady Alma

Sayiid Albeitar dijo...

Si, lady valentina, sin duda hay que darle la enhorabuena a nuestra querida lady PI, pues una vez más ha conseguido despertar en nos, sentimientos ocultos que a veces olvidamos que teníamos...
Ese es su arte, el saber despertarnos...

Besos, lady valentina, y gracias por su visita :-)

Sayiid Albeitar dijo...

Nada ha de agradecerme, mi querida amiga, pues soy yo el que le agradece que me deje mostrar en mi humilde mansión, sus bellas y sentidas palabras...
Dice vuesa merced que aquí se siente como en su casa, y no hay para mi mejor regalo que ese, pues la mansión, como siempre he dicho, no es mía; yo solo la cuido, pero la mansión es de todos, de los que contribuyen, como vuesa merced, a darle brillo y esplendor, como de los que la visitan y disfrutan de ella, pues mi humilde casa no es otra cosa sino un lugar para que los buenos amigos con gustos afines, se sienten a una tertulia donde todo es valido, siempre que se mantenga el debido respeto.
Suya es esta casa, mi querida lady PI, y siempre lo ha sido, pues desde siempre nos honra con su visita y, a veces, con sus palabras, cosa que, espero y deseo, se repita muchas veces...

Mil besos, mi querida amiga; sabed que os los habéis ganado :-)

______________________________________________________________________________________________________________________________________________