Prologo de El Libertino

viernes, 16 de octubre de 2015





De mis disparates de juventud, lo que más pena me da no es el haberlos cometido, sino el no poder volver a cometerlos.

================================================================================================================================

12 comentarios:

María Perlada dijo...

¿Y quién dice que no se puede volver a ser joven para volver a cometer locuras? recuerda, mi querido amigo Sayiid, un refrán que: "nunca es tarde si la dicha es buena" y creo que tiene razón ¿o no? pero por lo visto para Pierre B. parece que no se puede volver a cometer esas locuras que se hicieron de jóvenes, lo único que ahora se tiene más experiencia, y entonces, todo era novedad.

Un beso dulce de seda.

* dijo...

Hay un refrán que dice algo así como que lo que no hagas de joven, no lo harás de viejo... Muy de acuerdo no estoy... pues a la vejez, viruelas... o ciruelas... No sé... Hagas lo que hagas, que te haga feliz, ¿no cree, mi querido D. Sayiid? Es lo más importante. Y si no son aquellos pecados, serán otros... lo que realmente interesa es sentirse vivo.

Hoy es una de esas noches en las que las palabras parecen esconderse y fluyen sensaciones y sentimientos así que le dejo mis más sentidos Besos de Pecado, mi queridísimo D. Sayiid.

Sea usted muy feliz. Se lo deseo de corazón, como usted me lo desea a mí.
Y sí, nos vemos en estos pasillos. Alguna vez, pronto, le dejaré algún obsequio para que no se olvide de mí. Llamaré a su puerta y lo verá a sus pies. Espero que sea de su agrado.

Eva T dijo...

Discrepo. No los cometí de joven y ahora los disfruto. Jiji.

Así que hoy estamos todas de acuerdo.

Besos :)

Alma Baires dijo...

Me gusta la frase... tiene mucho sentido... porque aún pudiendo volver a cometerlos, no serían los mismos, serían otros, diferentes...

Era tanto que no te dejaba mi huella, pero me ya me conocés (creo...) ...un beso.

Sayiid Albeitar dijo...

Me temo, mi querida lady María que, lo de volver a ser joven, queda descartado de momento... :-)
Aunque eso no significa, en contra de lo que dice nuestro buena migo Benoit, que no podamos seguir cometiendo locuras..., y quizás mejores aún, pues la experiencia nos da mayores conocimientos...
Yo, por mi parte, no pienso dejar de intentarlo hasta el último de mis días...

Besos "juveniles" de un viejo verde desde la mansión... :-)

Sayiid Albeitar dijo...

Mi querida lady PI, una vez más he de estar de acuerdo con vos...
¿Quién ha dicho que de mayores no podamos hacer lo que no hicimos de jóvenes?
¿Qué ley nos lo prohíbe?
Tan sólo nuestra mente puede ponernos freno..., si es que queremos frenarnos...
Y yo, ahora que he cogido velocidad, no pienso pisar ese freno...
Que sea lo que Ford quiera, y que salga el sol por Antequera o, dicho de otra forma, no dejes para mañana lo que puedas vivir hoy..., más que nada por si mañana ya no te da tiempo :-)

PD: espero con impaciencia su regalo; bien sabe que todos sus presentes son recibidos con agrado y agradecimiento :-)

Besos desde la mansión, mi querida amiga.

Sayiid Albeitar dijo...

No cometió disparates en su juventud, lady Eva?
Pues ya está tardando; ha de recuperar el tiempo perdido.
Y le aseguro que esta, mi humilde mansión, es el lugar ideal para empezar a cometerlos.
Además, aquí nadie se lo reprochará, pues estamos todos y todas un poco "disparatados" y "descontrolados", así que, haga lo que haga, nadie se lo va a tener en cuenta :-)

Aproveche, pues, la ocasión, y déjese llevar, mi querida amiga...

Besos de disparate y feliz velada en la mansión, lady Eva.

Sayiid Albeitar dijo...

Así es, lady Alma, pues nosotros ya no somos los que eramos, por lo tanto, nuestros disparates tampoco podrán serlo.
Cada tiempo tiene su encanto, y si en la juventud primaba el descubrir nuevas experiencias, en la madurez prima el saber deleitarse con ellas, en saborearlas y vivirlas con mucha más clama e intensidad, pero no por ello con menos intensidad...
"Somos nosotros y nuestra circunstancias", decía Ortega y Gaset...
Pues hagamos que esas circunstancias sean las que más nos gusten, las más placenteras y las que nos lleven a aquellos lugares que queremos visitar y, quien sabe, quedarnos en ellos para disfrutar de todas sus libertades y libertinajes...

Sea pues así, mi querida amiga.

Y no so preocupéis por la frecuencia de vuestras visitas. Sabéis que tenéis la puerta siempre abierta y sitio guardado en este, su mansión...

Besos, lady Alma, y muchas gracias por seguir ahí :-)

Eva T dijo...

Por cierto.... y aunque no venga muy a cuento. He cambiado de nombre por circunstancias que no vienen al caso, pero como la T deja constancia he dejado mi tinta tatuada en otras ocasiones.
Quiza es parte de esas locuras que necesito empezar a hacer.

Un beso :)

Sayiid Albeitar dijo...

Pues ya sea como lady Eva o lady Tatu, esta es y será siempre su casa, si así lo desea, mi querida amiga :-)
Y cuidado con las locuras, pues una vez que se empieza, no se imagina lo dificil que es parar :-)

Besos desde la mansión y feliz domingo.

valentina dijo...

Esa frase es muy cierta. Pero a veces la vida te sorprende y, de repente, te ves rejuvenecido y cometiendo aquéllos mismos errores con una sonrisa de oreja a oreja.

Sayiid Albeitar dijo...

Con la sonrisa de sabernos más sabios, más preparados, más conscientes de nosotros mismos...
Con la sonrisa de cometer esos mismos disparates, pero esta vez de manera consciente y alevosa...
Y es que a veces necesitamos recordar como eramos para poder comprobar cuanto hemos cambiado :-)

besos, lady valentina, y muchas gracias por su visita a esta, mi humilde mansión.

______________________________________________________________________________________________________________________________________________