Prologo de El Libertino

martes, 29 de diciembre de 2015




Las pasiones son como los vientos: son necesarios para poner en movimiento todas las cosas, aunque con frecuencia originan huracanes

Bernard B. Fontenelle


==========================================================================================================================

3 comentarios:

* dijo...

Pero en esos huracanes también hay tormentas... Me gustan las tormentas... Me gustan las pasiones que mueven mareas, levantan polvo, arrastran la tierra... Eso significa que todo está vivo.

Besos de Pecado, BPP, mi querido D Sayiid.

Sayiid Albeitar dijo...

Mi querida amiga, a vos lo que os gusta es la PASIÓN..., así, en mayúsculas, como a todos nosotros.
Y la pasión trae consigo tormentas, tornados, huracanes y toda clase de fuerza de la naturaleza que, aunque pensemos lo contrario, escapa a nuestro control...
La otra opción sería ¿vivir? en completa calma y paz, corporal y espiritual...
Aunque, si estáis en la mansión, es porque no habéis querido estar en el convento..., ¿o me equivoco?

besos también para vos, mi pecaminosa amiga...

María Perlada dijo...

La pasión es como un tsunami hace temblar hasta el ultimo suspiro, mi querido amigo Sayiid.

Un beso grande.

______________________________________________________________________________________________________________________________________________