Prologo de El Libertino

martes, 11 de octubre de 2016




“… experimentar una vez más este instante trémulo, tenerle, conocerle y dejarle irse, como un pájaro cautivo que sentimos palpitar bajo nuestros dedos antes de liberarle en el aire claro. “¡Ahora, si! ¡Oh Dios mío!” le oí exclamar al segundo de su vuelo”.

John McGahem


==================================================================================================================

8 comentarios:

Ginebra Blonde dijo...

Fantástico... Y la imagen, verdaderamente exquisita.

Un placer de post, querido, Sayiid.

Bsoss!!

Misthyka Elemental dijo...

Esto me ha hecho recordar una frase de Emily Dickinson: "...si me dejas libre, me has ya enseñado cómo permanecer."

Siempre es un placer leerlo... tentadores besos Sir.

* dijo...

Hoy solo le dejo unos Besos de Pecado con mis mejores deseos.
Estoy demasiado mística.

Feliz tarde.

Sayiid Albeitar dijo...

Muchísimas gracias, lady Ginebra.
Celebro que os haya gustado :-)
Intentaremos mantener el nivel, pues sin duda, nuestras visitas así lo merecen.

Un beso mi querida amiga, y gracias por su siempre deseada presencia en la mansión.

Sayiid Albeitar dijo...

Mi querida Misthyka, la única forma segura de posesión es dar la libertad de permanecer o de irse...
No se puede mantener a nadie cerca a la fuerza, pues eso jamás sería entrega verdadera.
hay que abrir la puerta de la jaula... Si se queda es que era tuy@..., y si se va, es que no lo era...
Lo demás no es entrega, es obsesión y maltrato.

Un beso, mi querida amiga, y gracias, un día más, por vuestra anhelada visita.

Sayiid Albeitar dijo...

Mi querida lady PI...
Os diría que me dais miedo cuando os ponéis mística, pero..., es que el miedo es tan excitante en si mismo..., que ya no se si lo que me da es miedo o placer..., o viceversa jejejejeje

Un beso también para vos, mi querida amiga, y sed siempre bienvenida, ya os sintáis mística, espiritual o religiosa (a vuestra manera) :-)

María Perlada dijo...

Libertad para amar, encadenada para gozar, mi querido amigo Sayiid.

Un beso.

Sayiid Albeitar dijo...

Esas son las únicas cadenas que deberían existir en el mundo, mi querida María..., las únicas...

Besos desde la mansión.

______________________________________________________________________________________________________________________________________________